18 de febrero de 2021

Ya iré al dentista: ¿qué pasa si no tratamos a tiempo los problemas dentales?

1. La caries

2. Las infecciones de la encía

3. Las malposiciones dentarías

4. Las ausencias dentarias

Ya iré al dentista: ¿qué pasa si no tratamos a tiempo los problemas dentales?
Ya iré al dentista: ¿qué pasa si no tratamos a tiempo los problemas dentales? - ISTOCK

En ocasiones, no somos conscientes de lo importante que es mantener la boca sana, porque es una parte esencial de nuestra salud. Existen estudios en los que se afirma que los pacientes que tienen infección de las encías y se contagian por Covid-19 tienen 9 veces más probabilidades de fallecer. Tenemos que tomarnos la boca en serio.

La boca es una de las vías de entrada de aire y nutrientes a nuestro organismo y es fundamental que todas estas vías de entrada estén en condiciones optimas. Más ahora con la situación de emergencia sanitaria en la que nos encontramos.

Enfermedades bucales que pueden empeorar con el tiempo

1. La caries

En este momento, con todos los cambios que ha supuesto la pandemia en nuestra rutina diaria, en algunos casos se ha descuidado la higiene dental y hemos tenido cambios en la dieta consumiendo alimentos azucarados y procesados.

- En un primer momento la caries afecta a la superficie dentaria y si la tratamos a tiempo sólo necesitaremos hacer una pequeña reconstrucción del diente o empaste.

- Pero si la caries continua avanzando y llega a afectar a tejidos más profundos el dolor será más intenso y puede llegar a afectar al nervio del diente, en estos casos necesitaremos hacer un tratamiento del nervio llamado endodoncia.

2. Las infecciones de la encía

Unas encías sanas son las encargadas de dar estabilidad y soporte a los dientes

- Si notamos inflamación o sangrado de las encías durante el cepillado estamos en una fase inicial de inflamación de las encía. Aunque pueda parecer que no tiene importancia las enfermedades de las encías, llamadas enfermedades periodontales, si no se tratan a tiempo continúan avanzando.

- Una inflamación leve de las encías, llamada gingivitis puede frenarse con una limpieza en la clínica dental y evitar que siga progresando y necesite tratamientos más complicados.

Cuando se acumula sarro en la superficie de los dientes el cepillado que realizamos diariamente en casa no es suficiente para eliminarlo y es necesario realizar una limpieza profesional con ultrasonido para conseguir limpiar los dientes. Por eso recomendamos una limpieza cada 10-12 meses en todos los pacientes.

- Si no retiramos el sarro a tiempo la inflamación e infección seguirá progresando y afectará a tejidos más profundos e incluso al hueso de soporte de los dientes. En este caso, no basta con una limpieza y será necesario realizar una profilaxis más profunda: raspado y alisado radicular con anestesia local. Los pacientes con este tipo de problemas necesitan un control más exhaustivo cada 3-6 meses.

3. Las malposiciones dentarías

Cuando los dientes están mal colocados y no encajan bien es necesario hacer un tratamiento de ortodoncia sencillo de corta duración. Si se deja avanzar puede que:

- cada vez falte más espacio siendo necesaria la extracción de alguna pieza dentaria

- los dientes al no encajar bien tengan que masticar más veces desgastándose más

- al masticar más los músculos de la masticación se sobrecargan y podemos tener problemas en la articulación mandibular

- si los dientes están apiñados y no podemos acceder a todas las zonas para un correcto cepillado, se pueden inflamar las encías y tener infección de las encías

4. Las ausencias dentarias

Cuando faltan dientes en la boca, si no reponemos estas piezas puede que:

- Los dientes adyacentes se pueden mover, inclinándose para cerrar el espacio de la pieza perdida y provocando contactos inadecuados de los dientes. En estos casos será necesario realizar un tratamiento de ortodoncia para colocar los dientes en su posición correcta de nuevo

- Los dientes antagonistas pueden extruirse, seguir erupcionando, ya que no tienen ningún freno en su erupción y en algunos casos muy avanzados incluso llegan a chocar con la encía contraria provocando una úlcera que puede malignizarse en algunos casos

Todas las enfermedades bucodentales comienzan con síntomas muy leves al inicio. Pero con el paso del tiempo todas ellas necesitan tratamientos cada vez más complicados y costosos. Por eso lo mejor que puedes hacer es prevenir todas las complicaciones y realizar visitas periódicas a tu clínica dental.

Sara Hawkins. Directora y ortodoncista de la clínica dental CEODent

Te puede interesar: 

- Miedo a acudir al dentista por la Covid-19

- 6 hábitos que perjudican a tus dientes sin que lo sepas 

- Ortodoncia infantil: cuándo y cómo corregir la alineación de los dientes

- Revisiones dentales que necesitan los niños

Contador

Hacer Familia recomienda:

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.