12 de marzo de 2014

Alergia infantil o catarro

Alergia infantil o catarro
THINKSTOCK

Estornudos, tos, picor nasal, lagrimeo e hinchazón de los párpados son algunos de los molestos síntomas de la alergia al polen, síntomas que se pueden confundir con un resfriado común. El hecho de no distinguir entre alergía infantil o catarro hace que parte de los afectados no hayan sido diagnosticados aún.

Cuando se habla de alergia al polen, la primera estación del año que viene a nuestra cabeza es la primavera. Durante estos meses del año, la polinización de plantas es mayor, especialmente de olivos y gramíneas. Pero durante la época invernal el polen también hace sus estragos. Desde mediados-finales del mes de enero hasta finales del mes de marzo se produce la polinización de cupresáceas, especialmente arizónicas.

Según los expertos, la alergia a estos tipos de polen ha aumentado en los últimos años, acentuándose sus efectos en los que ya la padecían y apareciendo nuevos casos en adultos y niños que nunca la habían padecido. Así, el número de alérgicos de invierno ha llegado a igualar e incluso superar al número de afectados por la alergia durante la primavera. Por eso, es importante acudir al especialista, para que diagnostique si es alergia infantil o catarro, es decir, estamos pasando por un proceso catarral o si padecemos alergia al polen de cupresáceas.

La contaminación por diesel influye en la alergia

Desde la sección de Alergología del Hospital Universitario de Ciudad Real se alerta de que mientras la alergia a arizónicas y cupresáceas afectaba, hace unos años, tan sólo a un 5 por ciento de la población, actualmente afecta a entre un 20 y 40 por ciento de la población, en función de la localidad, llegando esta cifra al 50 por ciento en ciudades como Barcelona y Madrid, dado que la contaminación, especialmente por diesel, multiplica los efectos alérgicos del polen.

Es muy habitual encontrar plantas de esta familia en las ciudades ya que suelen emplearse en jardinería y ornamentación. Por ejemplo, el ciprés común, que lo vemos frecuentemente en paseos y avenidas, así como en cementerios. Pero es otro tipo de ciprés, al parecer, el principal responsable de la polinosis de las cupresáceas durante el invierno, se trata del ciprés de Arizona. En general las plantas arizónicas están presentes en numerosos parques, colegios, urbanizaciones, etc porque es con estas plantas con las que suelen realizarse los setos de los jardines que adornan estas zonas.

Tratamientos naturales con agua de mar

Existen tratamientos naturales que ayudan a aliviar y mitigar algunos de estos síntomas de la alergia infantil o catarro, como por ejemplo el agua de mar. Los sprays de agua de mar microfiltrada en frío ayudan a las personas alérgicas a mantener en equilibrio las mucosas nasales y favorecen la limpieza nasal debido a su efecto mucolítico y expectorante, además, mejoran la aclaración mucociliar. La riqueza ionomineral del agua de mar se consigue una acción reparadora de la mucosa, antiinflamatoria y antiséptica, así como una activación de la inmunidad local.

Así, el agua de mar microfiltrada en frío, tanto aplicada en spray en las fosas nasales como ingerida de forma oral, constituye una ayuda en procesos alérgicos ya que renueva las funciones orgánicas, resultando lo que los expertos denominan el "florecer celular".

Marisol Nuevo Espín

Te puede interesar:

- Reducir el uso de antibióticos aumenta las defensas

- 4 formas de evitar la resistencia a los antibióticos

- Cómo curar los resfriados del bebé

- Siete errores en torno a la gripe y el resfriado