El exceso de sal en la dieta altera negativamente el desarrollo cerebral

El exceso de sal en la dieta altera negativamente el desarrollo cerebral
21 de enero de 2018 ISTOCK

Vigilar lo que se come es un asunto muy importante para cualquier hogar. Prestar atención a los productos que se comen y las cantidades que se usan puede suponer la diferencia entre una buena salud o la aparición de problemas. Un ejemplo es la sal, ingrediente empleado en numerosos platos pero de cuyo abuso pueden derivarse numerosos problemas cardíacos.

Junto con este tipo de problemas, un estudio realizado por la Escuela de Medicina de la Universidad de Cornell, ubicada en Nueva York, destaca que el abuso de la sal altera de forma negativa el desarrollo del cerebro. Una llamada de atención a los padres para que vigilen los menús de sus hijos y asegurarles un correcto crecimiento en este aspecto.

Alteración celular

El estudio siguió de cerca de un grupo de ratas a las que se les suministró una dieta que contenía entre 8 y 16 veces más sal de los niveles habituales. Una cantidad que equivaldría a los 20-30 gramos en el caso de los humanos, lo que supone quintuplicar la medida recomendada por los cardiólogos pero que puede alcanzarse fácilmente si no se tiene cuidado con la cocina.

Tras meses de esta dieta, los vasos sanguíneos de los roedores mostraron debilitación. Eso significada que el riego del cerebro de estos animales se vio afectado y por tanto la oxigenación de este órgano se veía reducida, lo que suponía una alteración celular en las neuronas y un mal desarrollo del cerebro. En el caso de los niños a la larga supondría una actividad menor a nivel intelectual.

Por supuesto, la alteración de los vasos sanguíneos también se relacionó con problemas cardíacos y una alta posibilidad de infarto. Los expertos indicaron que de mantenerse esta dieta de forma prolongada en el tiempo, en el futuro el riesgo de demencia se incrementa. Por ello, se recuerda a los padres la necesidad de vigilar las comidas que preparan a sus hijos.

Peligros del exceso de sal

Junto con los resultados de este estudio, otros tantos han mostrado el peligro del abuso de la sal. De hecho, el Plan Cuídate Más pone de relevancia los riesgos que entraña para el ser humano este exceso:

- Dificulta la función de los riñones. La función de filtrado en los riñones se ve perjudicada por el exceso de sal, potenciando la hipertensión arterial en un círculo vicioso. Además, el abuso de este ingrediente es un importante factor que predispone la formación de cálculos renales.

- Disminuye la cantidad de calcio. La ingesta de sal es el factor más importante para la eliminación de sodio por la orina, cuanto más se elimina, también se expulsa más calcio, lo que hace que se debiliten los huesos y que haya mayor tendencia a la osteoporosis.

- Retención de líquidos. El exceso de sal aumenta los líquidos que retiene el cuerpo, empeorando el funcionamiento de los riñones, corazón e hígado y también genera edema e hinchazón de las piernas y los tobillos.

- Dificulta la función del aparato respiratorio. El exceso de sal empeora los síntomas del asma. Además, se ha demostrado que una reducción en la ingesta de este ingrediente hace que las vías aéreas disminuyan su resistencia al paso del aire y que se permita también la reducción en el uso de medicamentos para esta enfermedad.

Damián Montero

Te puede interesar:

- El cerebro y el desarrollo corporal de los niños

- La danza: así beneficia a nuestro cerebro