2 de abril de 2017

Los adolescentes con autismo son más propensos a acudir a urgencias

Los adolescentes con autismo son más propensos a acudir a urgencias
ISTOCK

Criar a un hijo nunca es una tarea fácil. El cuidado que requieren los niños nunca se acaba, ni siquiera llegando a la adolescencia. En ocasiones estas atenciones deben ser mayores por culpa de alteraciones y otros tipos de trastornos como el autismo, que hacen más difícil estas situaciones.

De hecho, un nuevo estudio realizado por el Colegio de Medicina de la Universidad Estatal de Pensilvania ha encontrado que aquellos adolescentes con autismo son más propensos a visitar urgencias médicas. Unos resultados que advierten a los padres del mayor cuidado que se requieren en estos casos y de las atenciones que se merecen las personas en esta situación.

Necesitan atención

Esta conclusión se obtuvo después de analizar los datos de atención médica durante nueve años. Este estudio se centró en las visitas médicas de personas con edades comprendidas entre los 12 y 21 años. A lo largo de los años, se observó que las personas sin autismo apenas incrementaron el reclamo de estos servicios en un 3%, sin embargo las personas con estos problemas sí que lo hicieron.

En concreto, las personas con autismo aumentaron un 10%. En cuanto a cifras totales, se observó que un tercio de las personas con autismo de estas zonas acudían asiduamente a urgencias médicas. ¿Las razones? Los especialistas explicaron que es muy posible que este periodo de transición de niñez a adulto, ya de por sí duro, se hace más cuesta arriba para aquellos que tienen estos problemas.

Por este motivo, los investigadores explican que los padres de niños con autismo tienen que prestar más atención a las necesidades de estos casos. Al mismo tiempo, se anima a los profesionales de la salud a que cuando detecten la visita de una de estas personas, traten de explicar a sus progenitores puntos que puedan ayudar a la crianza de un hijo con estas necesidades espaciales y evitar que se incrementen las visitas a urgencias.

Cuidado del niño autista

El cuidado de un hijo autista no es una tarea sencilla. Por ello hay que saber cómo prepararse de cara a este reto:

- Contar con ayuda profesional. En ocasiones habrá que tomar decisiones importantes sobre la educación y el tratamiento para el hijo autista. Para saber elegir correctamente siempre es mejor con la ayuda de un profesional en esta materia.

- Tomarse las cosas con calma. Educar y criar a un niño con autismo no es una tarea sencilla y hay que armarse de paciencia para pasar por estos momentos sin problemas- Mantener la calma hará que no aparezcan más problemas de los necesarios.

- Formarse en la materia. Preguntar a los profesionales médicos por cursos de preparación para el cuidado de hijos con autismo es muy importante para asegurar un buen porvenir a esta persona.

- Informarse sobre las terapias. A menudo surgen nuevas terapias de las que se puede beneficiar el hijo con autismo. Enterarse de ellas y llevarlo hará más llevadera esta situación y contribuirá a la mejora de la calidad de vida de este niño.

- Constante comunicación con sus educadores. Hablar con las personas dedicadas al cuidado del niño con autismo será de gran importancia para saber la evolución de esta persona y conocer su verdadera situación.

Damián Montero

Te puede interesar:

Dos 'apps' imprescindibles para niños con autismo

- El autismo infantil, tipos y síntomas

- 'María cumple 20 años', nuevo cómic sobre el autismo