5 de diciembre de 2016

La autoestima de niños y adolescentes: ¿un pensamiento o un sentimiento?

  • La autoestima de niños y adolescentes: ¿un pensamiento o un sentimiento?
ISTOCK
correo

La autoestima se puede definir como la estima que cada uno se tiene a sí mismo, entendida así podemos comprender que la autoestima es un poderoso recurso para niños, niñas y jóvenes. La autoestima, es decir, quererse a uno mismo es la llave que nos abrirá muchas puertas, que en ocasiones nosotros mismos nos cerramos. La autoestima es garantía de felicidad, bienestar y éxito personal. Y sin embargo, en muchas ocasiones la autoestima queda relegada en un segundo plano en la educación de los niños, niñas y adolescentes.

La construcción de la autoestima

La autoestima, es la estima hacia uno mismo. La autoestima no es algo innato, es decir, nadie nace con alta o baja autoestima. La autoestima se construye a medida que la persona tiene experiencias sociales, es decir la autoestima se va formando a través de los demás. En esta construcción de la autoestima intervienen los siguientes elementos: como percibimos que nos ven los demás, como interpretamos esa imagen que tienen de nosotros los demás y, sobre todo, cómo nos sentimos con la imagen que los demás tienen de nosotros.

Esta construcción de la autoestima tiene lugar durante los primeros años de vida, la infancia y la adolescencia son etapas cruciales. Las experiencias vividas en estas etapas, van a suponer las bases sobre las que se sustente la autoestima.

La autoestima como pensamiento y como sentimiento.

La autoestima de cada uno se basa en esas primeras experiencias y tiene dos componentes esenciales: el pensamiento y el sentimiento.

1. El pensamiento. Es la idea que tiene cada persona sobre sí mismo. Se trata de si la persona se interpreta digna de estima o no.

2. El sentimiento. Es independiente de la interpretación, es como se siente la persona consigo misma. En muchas ocasiones la persona se interpreta como digna de estima, pero no se siente así.

La autoestima de los niños y los adolescentes

La autoestima de niños y adolescentes

La infancia y la adolescencia son etapas claves para la formación de la autoestima. Además son etapas en las que la propia estima va a fluctuar mucho, ya que son etapas de cambios y de búsqueda de la identidad.

La autoestima en la infancia y la adolescencia va a venir determinada por los demás. Por eso es muy importante prestar atención a las interpretaciones que hacen de las experiencias que viven y sobre todo a como se sienten con dichas interpretaciones.

El papel de la familia en la autoestima de los niños y adolescentes

Las familias tenemos un importante papel para alimentar la autoestima de los niños y adolescentes. Está claro que todos los padres quieren que sus hijos e hijas tengan una buena autoestima, pero en ocasiones podemos estar haciendo cosas inconscientes que afectan a la autoestima de nuestros niños y niñas.

¿Cómo podemos ayudar a nuestros hijos a mejorar su autoestima?

1. Elogia sus logros. Con demasiada frecuencia no prestamos atención a lo que hacen bien, a sus logros. Es importante elogiar sus logros para mejorar su autoestima, pero han de ser elogios creíbles y no debemos pasarnos en elogios. Los niños y niñas son muy listos y pueden pensar que lo hacemos para que se sientan mejor.

2. Permítele que se supere a sí mismo. Muchas veces hacemos las cosas por ellos y no les dejamos hacer ciertas cosas. Es muy importante permitirles que lo hagan y que se superen.

3. Para ellos también es importante recibir elogios de la sociedad, de otras personas. Permite que se ocupen de otras cosas, niños menores, actividades comunitarias, etc.

4. Cree en ellos, en sus capacidades y habilidades y permíteles que ellos mismos puedan creer en si mismos. Los complejos son los enemigos de la autoestima.

5. Ayúdales a encontrar su talento, aquello que les da especialmente bien y de lo que pueden sentirse orgullosos. Todos tienen talentos, algunos serán más visibles que otros, desde deportes, arte, tratar con los demás, etc.

Celia Rodríguez Ruiz. Psicóloga clínica sanitaria. Especialista en pedagogía y psicología infantojuvenil. Directora de Educa y Aprende. Autora de la colección Estimular los Procesos de lectura y escritura.

Te puede interesar:

- El desarrollo emocional de los niños

- Las 10 peores frases que los padres podemos decir a los hijos

- Cómo potenciar la autoestima infantil

- La autoestima infantil, técnicas para potenciarla

- 10 maneras sencillas de mejorar la autoestima de nuestros hijos