19 de abril de 2017

Cómo adelgazar sin pasar hambre

Cómo adelgazar sin pasar hambre
ISTOCK
correo

Cuando llegan los primeros rayos de sol y pasamos la hoja del calendario en primavera, nos entra una especie de ataque de pánico al ver que no llegamos con la figura que queremos al verano. Pero adelgazar a toda prisa con métodos y dietas extremas es lo peor que podemos hacer, ya que además de ser perjudiciales para nuestra salud, también nos llevan a pasar hambre.

Qué comer y cómo hacerlo para adelgazar sin pasar hambre

Estar a dieta no significa necesariamente tener que pasar hambre. Con una alimentación equilibrada, que evite algunas comidas como las frituras y las salsas, y realizando algunos cambios en nuestra forma de cocinar -hirviendo las verduras y cocinando las carnes y los pescados a la plancha- , sin olvidar sustituir los lácteos enteros por los desnatados podemos perder lo que nos sobra sin pasar hambre.

También es recomendable reducir las proteínas de origen animal y tomar los hidratos de carbono en la mañana o en la comida. Y como consejo estrella, evita combinar proteínas e hidratos, ya que es un bomba para nuestro organismo, y no se metabolizan correctamente cuando se mezclan.

Además, la forma en que comemos influye a la hora de que las comidas nos engorden más. Dedicar tiempo al desayuno, comida y cena, hará que pierdas peso con más facilidad.

Y es que si nos sentamos delante de un ordenador o el televisor mientras estamos comiendo, no somos conscientes de la cantidad que comemos y de si estamos saciados o no. Además, conviene comer despacio para dar tiempo al cerebro a recibir la sensación de saciedad y evitar repetir plato o ponerse otra ración ya que muchas veces tenemos hambre hedonista, es decir, comemos por placer y no por necesidad, sino simplemente por el deseo de comer.

El complemento perfecto a la dieta

Además de cuidar la alimentación y evitar ciertos alimentos, llevar a cabo otros hábitos saludables como dormir bien y practicar deporte, contribuirán en nuestro éxito de adelgazar.

A veces, el ritmo de vida acelerado que llevamos impide que dediquemos tiempo a salir a correr o ir al gimnasio. Y es que la clave para no pasar hambre está en realizar algún tipo de ejercicio físico para mantener la masa muscular en forma y conseguir quemar un mayor número de calorías. La combinación perfecta a la hora de hacer ejercicio consiste en realizar rutinas de entrenamiento que combinen la tonificación con ejercicios de cardio.

Si hay épocas en las que no puedes dedicarle el tiempo suficiente a la práctica del deporte, hay algunos tratamientos corporales estéticos que pueden salvarte el verano como es el caso de la electroestimulación muscular que permite tonificar y fortalecer los músculos de las zonas en las que se aplique, eliminando además los depósitos grasos y activando el sistema circulatorio y linfático. A través de esta técnica se genera la penetración intradérmica de activos anticelulíticos y reductores.

Carmen Díaz. Directora del centro Germaine Goya, centro Germaine de Capuccini en Madrid.

Te puede interesar:

- 10 falsos mitos de la alimentación

- 10 recomendaciones de la Dieta Mediterránea

- Alimentación y redimiento escolar: 5 claves

- Las dietas vegetarianas en los niños