3 de octubre de 2019

Conciliación familiar: descubre las últimas tendencias

Conciliación familiar: descubre las últimas tendencias
Esstas son las últimas tendencias en conciliación familiarISTOCK

Sin duda, uno de los aspectos en el panorama laboral en España que aún tiene mayor margen de mejora sea todo lo que tiene que ver con conseguir un mejor equilibrio para conciliar la vida laboral y personal. En los últimos tiempos, mucho se está hablando de control horario, de horas extraordinarias, pero sin embargo no tanto de cómo podemos llegar a un mejor punto de conciliación. Debemos guiarnos por la productividad y el cumplimiento de objetivos y no tanto por el estricto cumplimiento de un horario. Bien es cierto, que, en muchos casos, la explicación para no poder hacerlo va de la mano de la falta de herramientas de medición del desempeño profesional.

En cualquier caso, lo que sí está claro es que el cambio debe hacerse a través de modelos de corresponsabilidad laboral entre empresa y trabajadores. Las organizaciones deben favorecer culturas más modernas y flexibles, así como también los trabajadores deben estar comprometidos con los nuevos modelos y centrados en la productividad y el cumplimiento de objetivos.

Me gustaría destacar que, una reducción de horas de trabajo no necesariamente afecta negativamente a la productividad, sino todo lo contrario. Sin embargo, a día de hoy aún existen muchos escépticos con respecto a las consecuencias que puede tener la reducción de la duración de la jornada laboral, pero lo cierto es que no hay motivos para ello. Según un estudio realizado por Asempleo, en otros países de Europa se ha demostrado que no por trabajar más horas se consigue una mayor productividad, sino que suele suceder todo lo contrario. En los países de la UE-28 en los que más horas se trabaja, menor es la productividad por hora trabajada. Los países más productivos, como es el caso de Luxemburgo, Irlanda, Suecia u Holanda, trabajan menos horas que aquellos que lo son menos, como Rumanía, Polonia o Hungría.

Actualmente nos encontramos en un contexto muy propicio para que las compañías puedan fomentar la conciliación de la vida personal y laboral aprovechando las ventajas se la transformación digital. Esto nos puede ayudar a mejorar la calidad de vida de los empleados, y al mismo tiempo, incide en que las compañías sean más competitivas. Según un estudio que hemos desarrollado en Sodexo, un 89% de las pymes y micropymes que han implantado medidas de conciliación asegura haber conseguido una mayor productividad en sus empleados, mientras que el 74% reconoce haber aumentado su volumen de negocio.

Pero, ¿qué medidas concretas pueden tomar las empresas para facilitar a sus empleados la conciliación de la vida laboral y personal? Algunas de ellas son muy sencillas y apenas suponen inversión, como es el caso, por ejemplo, de la flexibilidad horaria. Esta medida permite al trabajador adaptar la entrada y la salida de su jornada laboral según sus necesidades personales.

Otra de las medidas a tener en cuenta es el teletrabajo. Brindar la posibilidad de trabajar desde casa es una de las medidas más valoradas por los empleados y que, además de potenciar su productividad en un 69% de los casos1, es capaz de reducir el estrés laboral en un 82%2 y, de esta forma, disminuir las bajas laborales a largo plazo.

Relacionada con las dos anteriores, existe lo que conocemos como smartworking. Se trata de un nuevo modelo de trabajo que fusiona el teletrabajo, la flexibilidad horaria y las nuevas tecnologías dándole a la plantilla todas las herramientas necesarias para alcanzar el máximo rendimiento profesional desde cualquier lugar. Se le da así al empleado más responsabilidad al ser él quien deba decidir cuándo y cómo trabajar, con el objetivo de poder conseguir un mayor equilibrio entre vida personal y profesional a la vez que incrementar la motivación. Es cierto que, a pesar de que tiene múltiples ventajas, por otro lado, presenta importantes retos. Implica un cambio de mentalidad radical tanto por parte de la empresa como por parte del empleado y por otro lado, mal utilizado y llevado al extremo puede generar al efecto inverso de "estar siempre trabajando".

Por último, una de las últimas tendencias en cuanto a conciliación se refiere es la de fomentar el bienestar físico mediante la realización de ejercicio, ya sea a través de pequeñas pausas para pasear o jornadas deportivas, horas en el gimnasio, etc. Y aunque pueda parecer sorprendente, muchas de estas prácticas se realizan en el propio lugar de trabajo, con lo que el trabajador no tiene que invertir tiempo al salir de la oficina y esto favorece la conciliación familiar.

En el contexto actual en el que los miembros de la unidad familiar suelen trabajar fuera de casa se hace cada vez más indispensable contar con políticas que favorezcan la conciliación. Las empresas deben dejar a un lado los prejuicios y la desconfianza en sus empleados. ¿A qué me refiero con esto? Pues al hecho de que, por ejemplo, se tiende a dudar de si la persona que teletrabaja está realmente trabajando o si el que necesita entrar más tarde es porque realmente tiene que llevar a los niños al colegio o simplemente quiere quedarse durmiendo una hora más. Es difícil huir de estas ideas porque nos encontramos en el país de la picaresca por excelencia. Esto no sucede en otros lugares que se encuentran a años luz de nosotros en cuanto a conciliación se refiere, como puede ser el caso de Dinamarca, Suecia o Finlandia.

En cualquier caso, de lo que no cabe duda es de que todos queremos y necesitamos salir de la oficina y poder desconectar, pasar más tiempo con nuestros seres queridos o realizar diferentes actividades relacionadas con nuestro bienestar y, en muchas ocasiones, no podemos hacerlo debido a las jornadas maratonianas de trabajo. Son muchas las empresas que aún hoy en día, tienden a no prestar atención a esto y, aunque en un primer momento, puede no suponer ningún problema, a la larga puede provocar enfermedades relacionadas con el agotamiento como el insomnio, ansiedad o la irritabilidad constante. Las compañías deben por tanto replantearse si cuentan con las políticas necesarias que ayuden a los empleados a conciliar su vida laboral y personal de modo más eficiente. Así, se conseguirá un efecto positivo, en la propia productividad del empleado y en la competitividad de la compañía.

Miriam Martín, directora de Marketing de Sodexo Beneficios e Incentivos

Encuesta de Cisco Systems Inc. entre más de 1.992 empleados
2 Según el informe "State of Telecommuting", PGi

Contador