24 de febrero de 2015

Los complementos necesarios en las sillas de paseo y carritos de bebé

  • Los complementos necesarios en las sillas de paseo y carritos de bebé
THINKSTOCK

Cuando nace nuestro bebé, el carrito se vuelve indispensable para poder ir con él a diferentes lugares: desde el supermercado hasta un viaje con nuestra pareja. Los carritos de bebé y sillas de paseo tienen su propio 'mundo' de tipos y complementos y, si bien elegir el mejor carrito no siempre es fácil, tampoco lo es determinar qué complementos son los importantes.

Existen miles de complementos diferentes para nuestros bebés, y muchos de ellos están diseñados para los carritos y sillas de paseo. Aún así, lo cierto es que no todos son necesarios y quizá suponen un gasto que podemos ahorrar (especialmente si tenemos un presupuesto más restringido). Por ello, aquí te dejamos cuáles son los complementos necesarios, según la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU).

Los complementos importantes para los carritos

Impermeable: el plástico transparente para los carritos protegerá a nuestro pequeño (y su ropa) de la lluvia, pero también del viento en el invierno cuando vamos de paseo. Por ello, es algo que nunca debe faltar en los meses de frío: los venden universales, que valen para cualquier carro, y específicos para cada modelo de carrito.

Complementos para carritos de bebé

Parasol: se trata de un pequeño paraguas cuya función es dar sombra a nuestro bebé en el caso de que el carrito no tenga capota o cuando el sol está muy bajo, como durante las puestas de sol.

Saco: los sacos para la silla de paseo se llaman también cubrepiés y son imprescindibles para llevar a nuestro bebé abrigado en los meses de frío. Son más aconsejables cuando los bebés tienen seis o más meses y que, cuando sean pequeños, usemos uno para capazo o una mantita y colcha.

Apoyamanos: el apoyamanos es una pequeña barra acolchada que se pone delante del bebé (como en las atracciones de la feria, por ejemplo) y en la que el bebé se puede apoyar. Además, en ella se pueden enganchar juguetes para entretener a nuestro pequeño mientras vamos de paseo con el bebé. La OCU recomienda que sea posible quitarla para cuando nuestro hijo haya crecido.

Cesta bajo el asiento: suelen incluirla todos los modelos, se trata, como su propio nombre indica, de una pequeña cesta que se sitúa debajo del asiento y en la que podemos poner objetos.

Bolso: es quizá uno de los más importantes: un bolso que colocamos en el manillar del carrito del bebé en el que metemos todo lo necesario: ropa, pañales, el biberón, etcétera. Lo mejor es que tu carrito te ofrezca la posibilidad de cambiarlo por modelos de diferentes marcas para que vayas variando según te apetezca. ¡No olvides no cargarlo demasiado! Es importante que el carrito sea ligero.

Existen otros muchos complementos para los carritos de bebés que, si bien no son imprescindibles, resultan especialmente útiles para las mamás y los bebés. Por ejemplo, puedes hacerte con ganchos para colgar bolsas que se coloca en el manillar del bebé y te ayuda a llevar bolsas de la compra, o con una colchoneta para la silla que le da más comodidad al pequeño y, de paso, mantenemos la silla limpia.

Ángela R. Bonachera

Te puede interesar:

Los principales gastos del bebé y trucos para ahorrar

Claves antes de comprar un carrito de bebé

De paseo con mi bebé: cómo y cuándo

10 sillas de paseo ligeras

Sillas de paseo gemelares para tus bebés

Hacer Familia recomienda: