4 de noviembre de 2016

La influencia de las amigas en la adolescencia

  • La influencia de las amigas en la adolescencia
ISTOCK
correo

Las amigas tienen mucha importancia en la vida de las adolescentes. La influencia de las amigas en la adolescencia es decisiva en estos años en los que están formando su personalidad. Pero, ¿qué podemos hacer los padres cuando intuimos que las amigas de nuestra hija le están influyendo negativamente? Esta intuición, la mayoría de las veces, se apoya en que observamos cambios en su conducta.

¿Por qué intuimos los padres que no tiene buenas amigas?

Es conveniente hacerse las siguientes preguntas, aunque sin alarmismos, porque en la adolescencia los cambios de carácter son muy frecuentes y no siempre pueden estar originados por la influencia de las amigas.

- ¿Cuenta lo que hace al salir, o elude estas conversaciones?
- ¿Está cambiando de hábitos, costumbres y formas de actuar?
- ¿Baja el rendimiento escolar, utiliza vestimentas extrañas o va hecha una desarrapada?
- ¿Presenta excesiva preocupación por la moda y las marcas que antes no lo manifestaba?
- ¿Su vocabulario y expresiones son más descaradas?
- ¿Se comporta con sus hermanos de manera más violenta, irascible o con indiferencia?
-  ¿Presenta un gran desorden interior (lo único importante es salir) y exterior (caos en su habitación, libros, etc)?
- ¿Adopta una actitud de continua desobediencia?
- ¿Llega a casa con cosas de valor que no podría adquirir en condiciones normales?
- ¿Suele salir hasta altas horas de la madrugada?
- ¿En qué estado llega a casa?
- ¿Cuáles son sus ídolos? ¿Por qué?

Buenas y malas amigas

Según un estudio realizado por la compañía Procter & Gamble, las amigas en la adolescencia se convierten en las principales confesoras en todos los grupos de edad, seguida de la madre o del novio, según los casos. Hasta los 16 años, el segundo puesto lo ocupa la madre, aunque a mucha distancia del papel prioritario que juega la amiga. Por este motivo, no es de extrañar que tengan tanta influencia.

Una buena amiga
- La amiga no sólo se elige por las apariencias.
- La buena amiga piensa en la otra y le desea lo mejor.
- Le ayuda.
- Es sincera.

Una mala amiga
- La que trata de imponerse autoritariamente.
- Busca sólo el propio beneficio.
- No cede nunca.
- Mantiene conductas desarraigadas y permisivas.
- Pusilánime.
- La que utiliza la amistad para otros fines.

¿Amigos o conocidos?

El estudio demuestra también que las adolescentes distinguen claramente lo que llaman como amigas de verdad y los otros o conocidos. Las amigas, además se eligen y representan uno de los modos de ejercer la libertad: ¿por qué este y no otro?. Se trata, por tanto, de una fase importante para el adolescente que colabora en su desarrollo personal.

La mayoría están de acuerdo con la afirmación de que las amistades de verdad siempre están ahí, aportan confianza para llamarlas cuando están de bajón y llorar con ellas.
Sin embargo, los consejos son aceptados pero no necesariamente acatados. Para las más jóvenes (14-16) la opinión de las amigas en cuestión de chicos es primordial.

En el sector de los conocidos/as se incluyen los compañeros de clase que no inspiran mucha confianza como para contarles todo aquello que acontece en sus vidas y con los que se comparten temas triviales como los estudios, los programas de la tele, etc. Estos colegas brindan novedad y diversión respecto al grupo de amigas de verdad, aspecto que se refuerza en que los conocidos se enteran después de las cosas que les pasan.

Con respecto a los chicos, temen que la amistad pueda convertirse en otro tipo de relación ya que siete de cada diez encuestadas comparten la opinión de que con los amigos chicos puede ocurrir algún tipo de atracción.

Consejos para padres sobre las amigas de sus hijas adolescentes

1.    Para ella, sus amigas son muy importantes y censurar alguna en concreto no suele llevar más que al enfrentamiento entre padres e hija: "Tu no la conoces bien, no la critiques". Si sospechas que alguna no la conviene, habla con tu hija sobre las características de las buenas y malas amigas en general, tratando que poco a poco ella misma se de cuenta.

2.   Con un poco de picardía y de forma natural es interesante conocer a los padres y costumbres familiares de las amigas: organizar un café en casa, o en una cafetería y convocar a esas madres o padres para charlar. La experiencia confirma que suele dar buenos resultados.

3.   Tu hija debe aprender poco a poco a decir que "no" a determinadas situaciones contraproducentes para ella. Incluso si continuamente se encuentra en la situación de tener que decir que no a sus amigas, porque no piensan como ella, tal vez tenga que cambiar de amigas. En este caso dale mucha comprensión, apoyo y cariño.

4.   Es importante que tu hija no se sienta vigilada y nunca le impongas los amigas que tiene que hacerse, tan sólo tienes que procurar el ambiente adecuado donde pueda encontrarlas: clubes deportivos o juveniles, lugar de vacaciones o fin de semana, centro escolar etc...

5.    Vale la pena hacer el esfuerzo por conocer a las amigas de tu hija y saber el tipo de grupo en que se mueve. Una buena medida es animarla a que se reúnan en casa: para oír música, tomar algo, ver una película... Lo más importante es que tu hija se sienta a gusto en casa. Para ello, intenta ser flexible y pasar por alto, de vez en cuando, que te puedan manchar "la alfombra".

Lucía Jiménez

Más información en libro: Tu hija de 15 a 16 años. Autora Pilar Martín Lobo

Te puede interesar:

- Amistades en adolescentes: ¿cómo influyen en su desarrollo?

- 6 claves para caer bien y tener amigos

- La pandilla de amigos en la adolescencia

- Las adolescentes: de princesas a malotas

Hacer Familia recomienda:

Boletín de Logotipo Hacer Familia

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.