21 de abril de 2014

Riesgos de la hipertensión en el embarazo

Riesgos de la hipertensión en el embarazo
THINKSTOCK

La hipertensión en el embarazo, también conocida como presión arterial alta, es una de las causas más importantes de parto prematuro, muerte neonatal y nacimientos de bebés con bajo peso, según se desprende de un estudio publicado en la revista científica British Medical Journal.

Pero, ¿cuáles son las causas de la hipertensión en el embarazo? Las causas son variadas y están directamente relacionadas con el aumento de la edad de la mujer para ser madre y la obesidad, factores que van creciendo con los años y que, según los investigadores, en las próximas décadas aumentará el número de mujeres que llegan al embarazo con hipertensión crónica. Actualmente, entre el 1 y el 5 por ciento de las embarazadas padece hipertensión en algún momento de la gestación.

La hipertensión en el embarazo y sus riesgos

Los investigadores del King's College de Londres, en Reino Unido, han llevado a cabo un estudio que combina los datos de 55 estudios realizados en 25 países para evaluar la fuerza de la evidencia que relaciona la hipertensión crónica con malos resultados del embarazo y han observado que los riesgos de la hipertensión en el embarazo son: parto prematuro (parto antes de las 37 semanas de gestación); bajo peso al nacer (menos de 2.500 gramos); muerte perinatal (muerte fetal después de 20 semanas de gestación incluyendo muerte fetal y muerte neonatal hasta un mes) e ingreso en cuidados intensivos neonatales o unidades de cuidados especiales.

El riesgo relativo de preeclampsia, una afección del embarazo caracterizada por presión arterial alta, en las mujeres con hipertensión crónica fue en promedio de casi ocho veces mayor que la patología en mujeres no hipertensas. Fue dos veces más probable que sucedieran todos los resultados neonatales adversos en mujeres hipertensas que en la población general.

Los científicos concluyen que "la hipertensión crónica se asocia con una alta incidencia de resultados adversos del embarazo en comparación con la población general", por lo que es necesaria una mayor vigilancia médica en las mujeres hipertensas durante su embarazo.