Conectar con los hijos a través del deporte

Conectar con los hijos a través del deporte
25 de marzo de 2018 ISTOCK

Crear un vínculo entre padres e hijos es una de las misiones más importantes en la crianza de los más pequeños. ¿Cómo conectar con los niños? ¿Cómo establecer esta relación de forma sana? Estas son dos de las preguntas que se hacen muchos padres a la hora de educar. Si bien hay muchas formas de establecer estos enlaces con los menores, el deporte es una muy buena.

A través del deporte los más pequeños pueden aprender grandes valores junto a sus padres y fomentar este vínculo. En este sentido Alberto Dorado Suárez, jefe de Servicio de Promoción Deportiva Dirección General de Deportes de Castilla-La Mancha, plantea la actividad física como herramienta educativa y una forma de preparación para la vida de adulto.

¿Qué puede aportar?

El deporte tiene una gran importancia en la sociedad actual y dado su carácter multifuncional, muchas competencias pueden ser aprendidas por los más pequeños. Practicar algunas de estas actividades físicas no solo tiene como resultado mantenerse en forma, también conlleva aprender diversas habilidades muy importantes y además hacerlo de la forma más divertida.

Un ejemplo es la importancia del trabajo en equipo. Si bien es cierto que algunos deportes se practican de manera individual, existen muchos otros que fomentan la colaboración. De esta forma padres e hijos pueden aprender a actuar de forma conjunta, algo que al fin y al cabo es la manera en la que funciona una familia, todos tienen su papel y se necesitan compenetrar para obtener grandes resultados.

Además, el juego limpio constituye pues una buena oportunidad de desarrollo de actitudes de honestidad. Una gran fórmula para que los más pequeños cuenten todo aquellos a sus padres cuando tengan un problema. Algo que también se reforzará al pasar tiempo juntos, entre progenitores y más pequeños, ya que los niños verán en los adultos un apoyo en quien confiar.

Aprender a hacer ejercicio

¿Cómo fomentar el ejercicio en casa? Estas son algunas claves para este fin:

1. No al sedentarismo. Cualquier tipo de actividad cotidiana es mejor que la opción sedentaria. Camina, utiliza la bicicleta y sube por las escaleras. Asegura el tiempo de estudio y de aprendizaje. Limita el tiempo frente al televisor y otros aparatos electrónicos.

2. Diversión y juego. Son preferibles las actividades en grupo, divertidas y al aire libre. Seguridad. El entorno físico debe ser adecuado y sin peligros. Haz caso de las normas de seguridad para la práctica de deporte.

3. Adaptado a las condiciones de salud. La actividad física adaptada a cada situación de salud mejora globalmente el estado de salud y la evolución de los niños con enfermedad crónica y discapacidad.

4. Cuestión de hábitos. La práctica de ejercicio físico debe ser un hábito saludable desde la infancia. Los hábitos se mantienen fácilmente con el tiempo y se echan de menos cuando faltan.

5. Actividad prioritaria. Incorporar el ejercicio físico entre las actividades diarias de tu hijo. Aprovecha las actividades extraescolares e invierte en su salud.

6. Incorporar el deporte a la rutina familiar. Da ejemplo. Realiza ejercicio físico y planifica actividades en familia si quieres que tu hijo sea activo.

7. Hidratación. Asegura el aporte de líquidos, sobre todo cuando la actividad es intensa y el ambiente caluroso.

8. Ayuda a mantener una alimentación variada y equilibrada. Pilar fundamental para la salud junto con la actividad física.

9. Mejora la disciplina. Los beneficios del deporte requieren continuidad y mantener el hábito regularmente ayuda a que los niños eduquen su propia disciplina.

10. Aumenta la fuerza y la energía. La práctica deportiva también desarrolla fuerza muscular, resistencia y contribuye a tener más energía para realizar cualquier actividad. Todo ello incrementa la autoestima de los niños y la seguridad en sí mismos.

Damián Montero

Te puede interesar:

- 10 reglas de juego limpio para niños y adultos

- Actividades extraescolares deportivas

- Futbol y niños: 10 reglas de respeto para padres

Crianza con apego: las 8 claves de la crianza natural

Contador